Artículos

smbarcelona1Volver a las ideas del marxismo, más necesario que nunca

Los pasados 29 y 30 de noviembre y 1 de diciembre se celebraron en la facultad de filosofía, letras y psicología de la Universidad Autónoma de Barcelona la Segunda Semana del Marxismo organizada por la Fundación Fiedrich Engels. Las jornadas se enmarcan en un contexto de tremenda crisis económica y política y ataques a los trabajadores, después de la victoria del PP en las elecciones generales, los nuevos anuncios de recortes de CiU y el encumbramiento de los gobiernos “técnicos”, es decir elegidos a dedo por el capital financiero, en Grecia e Italia.

Pero también coinciden en el tiempo con nuevas demostraciones de la fuerza de la clase obrera: movilizaciones en Italia contra “el gobierno de los banqueros”, la huelga más importante de Gran Bretaña desde los años 80, nuevas convocatorias en Grecia… La clase obrera se está movilizando contra los planes de la burguesía, sin embargo, la situación pone en evidencia de que las organizaciones tradicionales de los trabajadores no disponen de una estrategia y un programa que pueda enfrentarse a las directrices de los capitalistas.

El marxisimo, como método de análisis de la realidad y como programa político para transformar la sociedad se revela en estos acontecimientos como la única alternativa posible al sistema capitalista. Las jornadas, buscaban precisamente aportar al debate de las ideas, imprescindible hoy en día para añadir luz y perspectiva a los acontecimientos históricos que se están dando.

SMbarcelona3En esta ocasión estaban previstos tres actos. El primero sobre la memoria histórica: Guerra y revolución en el Estado español (1936-1939); estalinismo, anarquismo y marxismo en la guerra civil.

Lo introdujo el compañero Fernando Setién. No se trataba tan sólo de hacer un repaso histórico por los acontecimientos que desembocaron en la guerra civil, sino también mostrar el proceso revolucionario que estaba protagonizando la clase obrera. Pese a la tremenda fuerza demostrada por los trabajadores, la ausencia de una dirección revolucionaria a la altura de las circunstancias resultó determinante a la hora de que Franco pudiera imponerse. En nuestra opinión el mejor homenaje posible a los luchadores contra el fascismo es precisamente apoyarnos en las tremendas lecciones que tienen aquellos acontecimientos.

El segundo acto servía para presentar públicamente el nuevo libro de la Fundación Fiedrich Engels editado en catalán: Socialisme i Nacionalisme, escrits de James Connolly.

James Connolly fue un revolucionario marxista e internacionalista irlandés. Incansable luchador por los derechos democráticos de Irlanda, Connolly comprendía que la verdadera emancipación de los oprimidos irlandeses sólo podía darse a través de la revolución socialista. Pago caro sus ideas, dirigente de la Insurrección de Pascua de 1916, fue ejecutado por el ejército británico. Pero sus ideas anticipaban lo que sucedería con una Irlanda dividida y capitalista. El acto corrió a cargo de Lluis Perarnau, presidente de la junta de personal de PAS funcionario de la UAB, delegado marxista de la UGT y colaborador de la Fundación en la traducción y edición del libro.

El tercer y último acto se centró en la situación económica y política actual: Crisis y lucha de clases en Europa, un análisis marxista, introducido por Juanjo López.

En el debate se pudo tratar la actual crisis económica mundial, la naturaleza de la crisis, crisis de sobreproducción, y los efectos devastadores que está teniendo en especial en Europa hasta el punto de poner en cuestión el futuro del euro y de la Unión europea. Pero sobre todo la respuesta que está dando la clase obrera en Grecia, Italia, Reino Unido… y también en el Estado español a pesar de la política incorrecta de los dirigentes sindicales.

Los tres actos tuvieron un debate muy animado, con preguntas e intervenciones desde el público abordándose temas como la revolución en el mundo árabe, el papel de la república burguesa, del ejército, el papel de la burguesía catalana y la cuestión nacional, el IRA, la crisis energética, la toma del poder por parte de la clase obrera, la conciencia… Estos actos demuestran que existe una tremenda sed de ideas entre miles de jóvenes y trabajadores que buscan una explicación de los acontecimientos que se están dando y una alternativa al capitalismo.

SMbarcelona2En cada jornada se planteó también una colecta para apoyar y solidarizarnos con los trabajadores de Mitsubishi en Anzoategui (Venezuela). Felix Martínez, secretario general de SINGETRAM, sindicato revolucionario de Mitsubishi, había participado en las primeras jornadas el año pasado y muchos asistentes recordaban su exposición brillante en defensa de la Revolución venezolana así como los ataques que ya entonces estaban recibiendo de la multinacional y de la burocracia estatal.